Hadas encantadas en el folclore ibérico

Antes de empezar quiero aclarar que cuando hablo de la “figura de la mujer” o “la figura del hombre” me refiero al punto de vista en común (cisheteronormatividad), de los diferentes autores que he leído

Aunque la figura del hada encantada está presente en diferentes partes del mundo, nosotros (por ahora), vamos a centrarnos en el hada encantada dentro del folclore ibérico. Una criatura que anhela desprenderse de la soledad como castigo impuesto en un lugar desconocido, en ocasiones oculta tras una piel que no es la suya.

España está repleta de lugares protagonizados por leyendas de hadas encantadas, xanas ancladas a imponentes tesoros feéricos que deben proteger con sus vidas. Cada historia tiene sus propias características pero siempre encontramos estos puntos en común:

  • La figura principal es la de un hada de origen humano
  • Transformación
  • Se encarga de custodiar tesoros u objetos de gran valor para el mundo feérico
  • Está ligada a la noche de San Juan o a la luna llena
  • Es desterrada a lugares que desconoce

Todo muy interesante pero quedarse ahí es quedarse en la superficie… Vamos a profundizar un poco más en el tema, ¿vienes?

Origen humano y trasformaciones 

Cuando decimos que tienen origen humano nos referimos a que, de nacimiento, no pertenecen al mundo feérico sino que nacen de padres humanos y, por alguna razón (que puede ir desde el castigo al cumplimiento de una promesa como veremos más adelante), son trasformadas en hada.

A diferencia de la imagen “perfecta” que se ha normalizado en los cuentos infantiles, el hada encantada, además de ser castigada con el destierro, también es castigada con lo que popularmente se considera “indigno” en la mujer: abundancia de pelo en el cuerpo y el rostro, gordura, abundancia de arrugas, pechos caídos y deformidad. En ocasiones las leyendas la castigan con ceguera, mutismo o no poder comunicarse con humanos. Basándonos en los estándares actuales, cualquier parecido con la realidad de la mujer no es pura coincidencia.

Además de estas transformaciones es muy común verla convertida en un animal que para la sociedad tiene connotaciones negativas como la serpiente, el cuervo, el zorro; o un animal que tiene connotaciones de cuidado y maternidad como lo es la gallina. En las leyendas europeas adquiere la forma de un cisne (delicadeza) y en sitios como Gran Bretaña están las selkies, criaturas que se desprenden de su piel de foca y se muestran como humanos. Aunque estas entrarían dentro del grupo de los cambiantes o cambiapieles.

¿Sabías que la trasformación de un hada en un animal como la serpiente tiene su origen en la mitología medieval?

Guardiana de tesoros, dueña de nada

La principal obligación del hada encantada es custodiar tesoros importantes para la gente menuda. Tesoros que de brillantes podrían enloquecer a cualquier leprechaun. Esto la convierte en la responsabilidad de una segunda figura. Suele tratarse de un dragón o un cuélebre (criatura asturiana de la que hablaremos en otro artículo), y se encarga de comprobar que el hada hace bien su trabajo y no recibe ayuda de nadie. Si por un lado tenemos la transformación como un símbolo de inferioridad, encontramos la cautividad como un símbolo de dependencia.

Relación estrecha con la luna llena y la noche de San Juan

En muchas leyendas, el hada encantada solo puede comunicarse con humanos cada noche de San Juan y, en la mayoría, la luna llena tiene el poder de trasformarla en humana. Un caso contrario pero igualmente ligado es el del licántropo u hombre-lobo. Aunque, por supuesto, el lobo no tiene la misma simbología que una gallina, un cisne o una serpiente. 

Destierro a lugares remotos

La relación del hada encantada con la soledad, el destierro y el abismo que la separa de la sociedad está presente en todas las leyendas. Siempre está ligada a los bosques, los ríos, las fuentes, el mar, las cuevas o incluso torres imaginarias de las que solo quedan ruinas. Se trata de lugares perfectos para esconder grandes tesoros, siempre de oro, a la espera de ser descubiertos por los más intrépidos. Pero si algún humano o criatura osa adentrarse en estos lugares buscando el tesoro, primero tendrá que desencantar al hada… Lo que nos lleva a la siguiente parte del artículo.

Hadas encantadas: tipos de encantamientos y maleficios dentro del folklore ibérico

Son muchas las leyendas y muchos los desencantamientos, así que he seleccionado los más destacables para compartirlos contigo en el blog.

 ¡Vamos allá!

La pita y sus pitines (Asturias)
Diferentes leyendas hablan sobre las pitas, o gallinas de oro, que pululan por cuevas, dólmenes y fuentes asturianas junto a sus pitines (polluelos), en la noche de San Juan. Se dice que si atrapas a un pitín con un pañuelo o simplemente lo tocas, se desencanta y recupera su forma humana. Aunque generalmente estas criaturas están custodiadas por una serpiente.

Pitín de oro

La promesa de un matrimonio
Este tipo de leyendas suelen tener como protagonistas a mujeres que son encantadas de niñas intencionadamente. Los padres contactan con hechiceras para que encanten a su hija y la encierren en una cueva hasta que, pasados los años, alguien pase una serie de pruebas para pedirle matrimonio. Estas pruebas suelen tratarse de matar al cuélebre o dragón que la custodia y hacer una ofrenda de gran valor.

El hada encantada con forma de serpiente
En estas leyendas el desencantador debe mostrar su confianza y valía dejándose abrazar por el hada encantada con forma de serpiente. En caso de no poder soportar el miedo, esta lo maldice porque el rechazo prolonga su encantamiento. 

La simbología que hay detrás de estos desencantamientos es la misma que hemos visto en los castigos: la de la sumisión, la dependencia, la soledad y la malicia de una mujer, en principio indomable, que rompe con lo que se espera de ella y es castigada por: insultar, robar pan o negarse a tener hijos.

El folclore y la mitología, sean del lugar que sean, reflejan los miedos, prejuicios, deseos e inseguridades de todo un pueblo. Siempre dentro de un contexto histórico diferente en el que las creencias y leyendas van cambiando y evolucionando. Encontrar machismo, racismo, xenofobia, etc., es normal cuando se realiza una investigación sobre lo que nos ha precedido. Pero creo que es buena idea analizarlo, ver lo que está mal y crear nuestras propias leyendas con la esperanza de que en base a ellas se construya un mundo más sano.

Estamos deseando visitar algún rincón de España que esté custodiado por un hada encantada… ¿Conoces alguno? Cuéntanos en la caja de comentarios (: 

¡Abrazo viajero!

Más entradas

Sobre Andorra y el anhelo

Hay viajes a los que cuesta volver. Escapadas que si recuerdas con los ojos cerrados y los del corazón abiertos, corres el riesgo de que

Uso de internet en Andorra

Andorra es un lugar bien comunicado, con variedad de establecimientos y empresas a lo largo de sus carreteras pero el único inconveniente que puedes encontrar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

©2020 Viajeramente blog - Andrea Dehm y Vicente Palacios
Translate »